Crítica: Sulgogar – Science of Beyond (2018)


….Un enorme fogonazo de luz me ciega. Intento enfocar mi visión, pero no lo consigo. Lo único que puedo ver son unas extrañas siluetas acercándose. Después, me quedo inconsciente. Despierto tumbado en lo que parece una mesa de operaciones. Miro a derecha e izquierda. Lo que hay a mi alrededor son decenas de capsulas con personas dentro. No puedo moverme y tampoco siento mi propio cuerpo. Entonces, aparecen. Su piel es grisácea y sus ojos profundamente oscuros. Comienzan a extraerme órganos. Justo en ese punto es cuando suelo despertar bañado en sudor doctor. El sueño se repite una vez al año en la misma fecha. Al pasar las horas me siento extraño. Suelo mirarme en el espejo, intentando encontrar marcas. Hasta ayer no había ninguna. Hoy mire, ¡¿qué es esto?!, ¡¿qué me han hecho?!, ¡¿todo ha sido real?!…..

Bienvenidos al universo de Sulgogar.

Activos desde 2016, el combo venezolano de Thrash Death Metal Sulgogar editó de forma independiente su E.P debut “Science of Beyond” el 13 de julio de 2018.

Su line up es: Sting Weiss (bajo y voz), Svetlana Sevostianova (batería), Steve Kaiba (guitarra).

Antes de empezar, es necesario que comente que, para este humilde redactor, los de Venezuela deberían definirse más como una agrupación de Thrash Crossover con pinceladas de “Metal Muerto”, que como una banda del estilo mencionado un poco más arriba. Aquí lo que prima son unas guitarras y parches a todo trapo. En líneas generales, las tonadas son cortas y directas, ideales para dejarse llevar por la furia más insana. La producción es correcta. Asimismo, adjuntan un artwork que huele a película de ciencia ficción de terror.

Absolutamente rabiosas son las seis cuerdas. Hallamos los riffs fluidos, trepidantes y con instantes de una cuerda. Steve no se olvida de regalarnos unos afiladísimos solos que harán que vuestras pulsaciones aumenten alarmantemente.

Sin temor a equivocarme, el ADN más Death Metal se encuentra en los growls que Sting nos ofrenda. De forma prácticamente anecdótica, existen clean vocals poderosas en “Socialista-Satanista”.

Svetlana suele pisar el acelerador a fondo. A este hombre le gusta golpear velozmente sus tambores. Por cierto, atentos a los blast beats. Vale, los “golpes relámpago” no aparecen demasiado, pero cuando lo hacen, poca broma.

Destacaría la descarnada “El comegente (Enviado de Satanás)”. Este corte es violencia sónica en estado puro.

Correcto inicio de carrera. Ahora, solo queda esperar a ver cómo les sale un Larga Duración.

Nota: 6

Facebook

Bandcamp

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.